Jorge Manrique
(1440-1479)

     Muy poco se sabe de la vida de este gran poeta, que también ilustró la corte de don Juan II. Su padre era conde de Paredes, uno de los más influyentes personajes de aquel reinado y que mayor parte tomaron en sus hondas discordias; como Santillana, fue de los más enconados enemigos del Condestable de Luna.
     Jorge Manrique desempeñó en la corte importantes cargos, pero nada se sabe con precisión acerca de él.
     Fue comendador de Santiago.
     De sus obras poéticas se conoce muy poco, sobresaliendo entre todas sus composiciones su Elegía a la muerte de su padre, el maestre don Rodrigo.
     Se caracteriza por una delicadeza realmente asombrosa para aquella época, delicadeza que no solamente hallamos en el lenguaje, sino que hasta también en los sentimientos expresados, que son de una nobleza y una altura de miras como correspondía a un aristócrata de buena cepa.
     Un solo detalle basta para hacer comprender esto: a pesar de la enemistad de su padre con don Álvaro de Luna, de la que seguramente no dejaría él de participar, en la elegía de la muerte de su padre se apiada del fin trágico del favorito del rey con estas palabras:

Pues aquel gran Condestable
maestre que conocimos
tan privado,
no cumple que de él se hable,
sino sólo que le vimos
degollado.
Sus infinitos tesoros,
sus villas y sus lugares,
su mandar,
¿qué le fueron sino lloros?
¿qué fueron sino pesares,
al dejar?

     Jorge Manrique murió en 1479, dejando pocas obras, como hemos dicho, pero bastantes por sus méritos para su eterna fama.

(Antología de los mejores poetas castellanos, Rafael Mesa y López. Londres: T. Nelson, 1912.)


Jorge Manrique
(1440-11479)

     Jorge Manrique was the son of Rodrigo, Grand-Master of Santiago, “the second Cid,” and was born at Paredes de Nava. From his birth he was in the midst of wars, and he joined his father in supporting Alfonso and Isabel of Castile in their claims for the throne. He was killed before the walls of Garci-Muñoz in his thirty-ninth year. His famous Coplas were written after the death of his father in 1476. Innumerable editions of this great poem have made their appearance; among the best being that of M. R. Foulché-Delbosc (Madrid, 1912). The Coplas have had many commentaries in verse and have several times been set to music. H. W. Longfellow began his literary career with the publication of a version of the Coplas in English.

(Hispanic Anthology: Poems Translated from the Spanish by English and North American Poets, collected and arranged by Thomas Walsh. G. P. Putnam's Sons, New York, 1920).


Fred Jehle jehle@ipfw.edu
Indiana U.-Purdue U. Fort Wayne
Fort Wayne, IN 46805-1499
URL: http://users.ipfw.edu/jehle/poesia/manrique.htm